Con el nuevo año queremos iniciar y dar cumplimiento a uno de los objetivos principales en esta nueva fase de la sociedad AMES.

Se trata de crear un foro para comunicar, opinar y establecer criterios con respecto a los factores de riesgo y a las situaciones con que nos encontramos en la medicina de los seguros.

La medicina tiene una dimensión inabarcable en el ámbito individual y cada día se presentan nuevas técnicas, nuevas observaciones y conclusiones en relación con diferentes combinaciones terapéuticas que alteran el curso de muchas enfermedades o alteraciones en su evolución y pronostico.

Todo ello es aplicable en mayor o menor medida a la medicina de valoración de riesgos pero con el condicionante de que estemos al día  mediante el esfuerzo de la lectura y la comunicación entre los que verdaderamente estamos interesados en la medicina de los seguros o de valoración de riesgos.

Hoy en día tenemos la extraordinaria herramienta que supone la comunicación a través de internet, que por su poco coste y su rapidez y posibilidad de almacenamiento, supone el medio ideal para avanzar en ese objetivo de formar a los nuevos miembros interesados en conocer el riesgo de un grupo especifico de personas, según su patología.

Es muy necesario sin embargo que nos comprometamos a conectar con la pagina AMESRED, (simplemente teclear << amesred>> desde el buscador Google, por ejemplo), preferiblemente unos minutos de forma semanal o al menos quincenal dado que  nuestro compromiso es aportar dos temas de interés de forma mensual.

Pero esta labor tiene que ser realizada en equipo participando de forma activa. Esto quiere decir que estamos no solamente abiertos sino auténticamente interesados en que se remitan casos de interés, dudas o aportaciones para que podamos pensar y sacar provecho de la experiencia de otros, en forma asociada.

Creo que la mejor manera de valorar los diferentes problemas y factores de riesgo es seguir una sistemática más o menos estable que  de no presentarse alternativas podría ser la siguiente:

1.- Presentación de un caso orientado, de forma resumida, para concentrarnos en un aspecto particular.

2.- Comentar los aspectos más destacables de la situación desde el punto de vista pronostico-riesgo

3.- Valoración técnica del caso.

4.- Orientaciones para casos similares en el futuro.

Nuestras comunicaciones tienen que ser agiles en el sentido en que se puedan leer y obtener conclusiones prácticas en 5-10 minutos, por ejemplo en el tiempo en que nos preparamos para iniciar nuestra consulta habitual o al final de la misma cuando estamos a punto de apagar el ordenador.  Debemos considerar siempre que la medicina de los seguros tiene diferentes fines que la medicina clínica pero es indudable la relación intima que existe entre ambas y por ello esta comunicación debe servirnos para recordar principios de utilidad de cara a la medicina clínica diaria y es que debemos reconocer que fuera de nuestra especialidad especifica, e incluso a veces dentro de la practica habitual de cada uno/as de nosotros, nunca viene mal recordar principios básicos aplicados a la infinita variedad de la patología humana.

Manuel Cid

Presidente de AMES